Originarios de Getxo, donde entre ola y ola grabaron su primer disco “Painting The Sun One Colour”, editado en 2007 con diez temas propios, alegres y positivos, con influencias de la Costa Oeste de los ’70, con aroma a Neil Young, Lovin’ Spoonful, etc. Con este disco y su single “Happy People” empiezan a darse a conocer a nivel nacional y llegan a compartir escenario con artistas como Wilco, The Waterboys, Sunday Drivers, Bart Davenport... Su segundo álbum “All Roads Lead To The Shore” (2011) ya posee un sonido más marcadamente rockero al incorporar un segundo guitarrista, y en el álbum colaboran músicos de gran prestigio como Johnny Kaplan o Neal Casal.

Este disco les dio a conocer a público y medios también por su extensa gira y un potente directo...su primer single “Do as Iwant” se convirtió en el “santo y seña” reconocible del grupo. En 2012 editaron “Seasides”, un EP digital de cinco temas de sonido lo-fi con sus respectivos videoclips surferos que consiguió una gran repercusión en redes sociales (“Perfect Holiday”, videoclip con más de 10 millones de reproducciones!). Un año después se publicó “Out of Season”. Grabado en los estudios de Quiksilver, el disco está compuesto por 12 canciones enérgicas pero también intimistas, un proyecto más atemporal, y su magnífica colección de canciones no dejó a nadie indiferente.

Después de una interminable gira, el grupo se reúne con el productor Antonio Garamendi y Saúl Santolaria para grabar su nuevo álbum, “Happy Accidents” (Warner 2017), una evolución a un sonido mucho más moderno y positivo. Su primer adelanto “When The Lights Change” hace que no dejemos de pensar que la vida sería mucho más divertida y luminosa si hubiese más grupos como ellos. Han dado un giro de 180 grados en su nuevo trabajo y se presentan mucho más contemporáneos y pegadizos, dejando de lado su lado más intimista, y las guitarras por los teclados y las programaciones. Su intención ya se descubre con el título del disco "Accidentes felices" un clarísimo mensaje optimista para dejarse llevar bailando con una bola de espejos o en cualquier festival al aire libre.

Foto: Antón Uribe